Privacidad desde el diseño

El reglamento europeo de protección de datos es la norma básica para crear un sitio web que cumpla la legalidad y así evitar sanciones económicas que pueden ser importantes. Piensa que cada decisión que tomas en un sitio — ya sea como profesional del diseño web, del marketing o de las ventas— afecta a la privacidad de los usuarios.

Por ejemplo, al crear un formulario con Contact Form, lanzar una campaña con Mailchimp o simplemente al instalar Akismet o WordFence estás configurando un sitio web —ya sea tuyo o de un cliente— para que recoja y procese datos personales de los usuarios.

El reglamento general de protección de datos (RGPD) se encarga de poner unas pautas muy claras sobre como recoger y tratar los datos. Así, basándose en unos principios de transparencia y claridad, un diseñador web transforma los aspectos jurídicos de la norma en componentes gráficos: casillas de aceptación, capas informativas, menús legales y banners de cookies que tiene que integrar en el conjunto del diseño de la página web.

Algo parecido pasa con aspectos aún más técnicos, del back-end. Por ejemplo, un programador, a la hora de almacenar una dirección IP, no toma las mismas medidas que al guardar un historial clínico. Los datos médicos necesitan una protección adecuada a la hora de recogerlos y almacenarlos. En este caso, una protección adecuada consiste en crear una conexión segura por SSL y cifrar los datos antes de guardarlos en la base de datos.

Lo mismo sucede con las tareas de Marketing y de las ventas. Un técnico de marketing no puede realizar una campaña comercial de email marketing sin tener el consentimiento tácito de los usuarios.

WordPress como sistema de tecnología abierta sienta las bases para automatizar muchas de las tareas relacionadas con las privacidad. Así, aparecen plugins que redactan textos legales inteligentes adaptados a las necesidades de cada sitio o que permiten a los usuarios gestionar los datos por sí mismos.

De igual manera, es posible automatizar las tareas de la nueva figura del DPD (Delegado de protección de datos) para comunicar o gestionar las brechas de seguridad.

En definitiva, como profesional web, del marketing o de las ventas piensa que la privacidad forma parte del proceso de diseño de un sitio web en el que todos estamos implicados, tenemos que conocer y estar concienciados.

Te dejo algunos artículos que te ayudarán a conocer el reglamento de privacidad:


¿Te ha gustado? Mándame ánimos con un comentario. ¡Gracias!

Mabel.


Creative Commons License

Esta obra está bajo una licencia de Creative
Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual
4.0 Internacional
.